Rambla, bla, bla, bla

El sábado pasado hice mi primera caricatura en La Rambla.

¡Oh, la  Rambla!

¡La Meca  de la caricatura ibérica!

¡Qué experiencia sublime; ritual iniciático!

Fueron 5 minutos de éxtasis, que fueron exactamente los que tardó en pedirme los papeles un agente de la Guardia Urbana, vestido de paisano.

De hecho nos pidieron los papeles a todos los que estábamos allí y es que, mi éxtasis particular, se enmarcaba dentro de un acto de protesta organizado por los amigos de Elseisyelcuatro, donde se reclamaba haciendo caricaturas “de GRATIS”  una “Rambla Libre” donde poder dibujar donde te dé la gana.

Lamentablemente, si no tienes permiso o si te mueves del sitio que te asigna la Administración, el acto de “dibujar” se transmuta por arte de magia en el acto de “ocupación del espacio público” y corres el riesgo de que vengan media docena de policías a desalojarte.

Al final, después de fustigar a los agentes con nuestro reverso preguntón, la cosa no pasó a mayores y nos marchamos despidiéndonos educadamente. Lástima porque la gente estaba pasando un buen rato

Ay,…, las cositas de Barcelona

IMG_5945

IMG_5950

Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine